Por: David Elizondo Cardona, Editor de PRO Magazine.

Si cupido viera como los millennials /centennials viven su versión de relaciones interpersonales y el romance virtual en la era de la Web 2.0 seguro el pobre sufriría una crisis existencial.

Actualmente hemos llegado al punto en que no podemos dejar ni por un sólo instante de estar conectados esto incluye lamentablemente aspectos, personales, privados y hasta vitales de nuestra vida como lo son nuestras relaciones.  Por ello aprovechando lo cerca de las fechas hablaremos del como si no se tiene cuidado las cosas se podrían convertir de algo inocente poco a poco en algo tóxico con efectos severos no sólo para tu salud, estabilidad mental como estado psicosentimental de manera permanente, la situación se torna peligrosa pues los síntomas aumentan llegadas fechas como el día de San Valentín.

Recordemos como hace apenas “algunos ayeres” décadas o un par de años quizá, los amigos se reunían pasando un rato agradable sin ser esclavos de sus smartphones y los enamorados esperaban con ansia el instante para verse, ir a cenar, obsequiarse algún detalle, escribirse algo o dedicarse una canción. En fin, hablamos de ese romance unplugged sin prisas con su flirt slow que dicen que alguna vez existió y que ahora es tan raro que casi podría ser confundido con fantasía, mitología o de plano mera ciencia ficción.

Amor en la era satisfacción inmediata

Tristemente la tecnología dejo de ser una ayuda para convertirse en un estorbo la problemática ya no sólo es que esta sea o no una fecha materialista sino como algo que debería conectarnos nos aleja más y más:

Por ello preparamos este top para que tomes el control y evites situaciones que te lleven a finales obsesivos, de ansiedad o codependencia tales como:

1.- Convertir su relación en reality show: FACEBOOK

Tapizar su perfil de fotos, videos, audios, infinitos de mensajes melosos, actualizar tu “check in “de donde van a cenar o realizar videos en vivo. Digo esto pudiera verse muy romántico en las películas más tristemente es todo menos saludable. Algunos especialistas afirman que los noviazgos más felices son aquellos que no exponen su vida al escaparate de las redes sociales.

Además de hecho una reciente investigación de la Universidad de Northwestern en Chicago afirma que aquellas personas que subían más aspectos de su vida amorosa a redes sociales han demostrado no sólo una baja autoestima en ocasiones hasta un complejo de inferioridad además con una alta incidencia a ser infieles y por ende en promedio duran mucho menos.

2.-La conectividad inmediata y los problemas de parejas: WhatsApp.

En su defensa la comunicación en tiempo real parecía una buena idea hasta que alguna persona se le ocurrió incluir los gatgets de visualización para saber cuándo tu mensaje fue: enviado, entregado, leído y exitosamente ignorado. Lo que nos lleva a la siguiente interrogante ¿Por qué lo leíste y no me contestaste? O ¿Qué hacías conectado a tal o cual hora? Cómo dicen una línea de una conocida película de Christopher Nolan “Algunos hombres sólo desean ver el mundo arder”

3.-Ansiedad Social, filofobia o en este caso suscripción premium a TINDER:

Bueno a todos nos han roto el corazón por lo menos una vez en la vida y si todos conocemos al menos un caso de alguna persona cercana que conoció alguien con que esta aplicación y “vivieron felices para siempre”, pero aceptémoslo esto es casi casi de 1 en un millón. En la vida real los psicólogos señalan que el uso excesivo de esta App podría llevar a que el sujeto con el tiempo llegue a formar relaciones despersonalizadas o intercambiables. Además de que esto refuerza el sentimiento de aislamiento aumentando la ansiedad social, limitando cada vez más sus interacciones personales.

Finalmente sobra decir que todos estos focos rojos de cuidado que podrían llevarnos a situaciones destructivas dentro y fuera de esta nueva fuerza de sometimiento que casi controla nuestras vidas “las redes sociales” tiene que ver directamente con nuestro miedo patológico a la soledad.
Y sin importar el tiempo en el que vivas tanto en el amor, la seducción o las relaciones interpersonales a pesar de lo avanzado de la tecnología aún ahora que existe la realidad aumentadanada supera la sensación de vivir plenamente en algo que pocos recuerdan llamado realidad. Como diría el poeta y escritor Mario Benedetti:

“Sólo imagina lo precioso que puede ser arriesgarse y que todo salga bien”

Feliz día del amor y la amistad.

Suscríbete

Obtén los aspectos más destacados, noticias, invitaciones y tips del ecosistema emprendedor en tu correo electrónico.

You May Also Like

La armadura del caballero moderno

El reto de verdad reside en reinventar un estilo poco a poco para darle la mejor calidad al cliente con hechura 100% mexicana, creando piezas únicas confeccionadas a medida

Beneficios del colágeno en deportistas

La práctica constante de ejercicio ofrece diversos beneficios a la salud, sin…

Rompiendo paradigmas: Mujeres en las industrias

Ya no existen los“trabajos para hombres”, cada día el talento femenino conquista más industrias.